lunes, 27 de octubre de 2008

UN POLÉMICO CULO PARA VENDER MÁS PERIÓDICOS


Una chica de espaldas, vestida con una camiseta roja y dotada de un culo prominente, resaltado por una escueta y ajustadísima minifalda vaquera de cuyo bolsillo asoma un periódico. ¿La enésima publicidad machista para vender tal o cual producto? Lo insólito es que ésa es la polémica foto de la campaña publicitaria para relanzar 'L'Unità', el histórico rotativo italiano fundado en 1924 por el filósofo y teórico marxista Antonio Gramsci y que hasta 1991 fuera el órgano oficial del Partido Comunista Italiano (PCI).


La campaña en cuestión es obra de Oliviero Toscani, quien en la década de los 70 ya utilizó el primer plano de un culo femenino embutido en unos diminutos vaqueros con la leyenda evangélica "Quien me ama, me sigue" sobreimpresa, para anunciar los pantalones de la marca 'Jesús'.

Aunque lo más chocante, quizá, es que dicha campaña, vea la luz justo cuando por primera vez en sus 84 años de historia al frente del rotativo se encuentra una mujer: Concita de Gregorio, quien en agosto pasado abandonó 'La Repubblica' para tomar las riendas del periódico fundado por Gramsci y tratar de revitalizarlo.
"No me parece bien que se use la imagen de una mujer para vender por ejemplo coches. Pero en este caso me parece perfecto", aseguraba ayer De Gregorio respecto a la foto elegida para relanzar 'L'Unità'. "Desde hace dos meses este periódico pasa por el cuerpo y la cabeza de una mujer, yo, así que en este caso me parece que es pertinente utilizar la imagen de una mujer", argumentaba.
Toscani, por su parte, también rechaza las acusaciones de sexismo. "La minifalda fue revolucionaria y, dado que además el formato de 'L'Unità' se va a reducir, me pareció que esta imagen conjugaba magníficamente ambos conceptos", señalaba.
Fuente: El Mundo



6 comentarios:

a-escena dijo...

Y digo yo: ¿ Por qué no ponen a una chica gordita con michelines ?. El mensaje no es el mismo, claro está.

proletariobohemio dijo...

No olvidemos el vínculo indisoluble entre la esferidad del culo femenino y las ideas libertarias de Gramsci, hombre.
Sin mentar la obviedad de la minifalda, bastión de la revolución campesina.¡Dónde va a parar!

Denavegantes dijo...

Estamos llegando a un puntito, pelín preocupante, joder entre usar la imagen de un hombre o de una mujer a calificar de "utilizar" hay una distancia, no seamos tan escrupulosamente delicados, que hay mucha gente muerta de hambre, sin saber donde dormir, o siendo abusados por vete a saber quien, y no parece que n os importe tanto. ¡Bendito sean los culos y más los de las señoras¡. Yo tengo culo -feo, pero tengo- soy un tío -feo, pero tío-, por ese culo te aseguro que no me va a motivar ni un solo segundo en preguntarme dónde puedo hacerme socio de L'Unitá. No exageremos, un poco de humor y más de sexo, y estos extremos se ajustarán solos. Cuando de verdad haya una imagen que utilice o sea trasgresora con la integridad masculina o femenina, habrá quién termine despistado, después de asistir a tanto disparate.
PD: ¿Dónde creéis que miramos los hombres cuándo pasáis de largo y justo delante de nosotros, por ejemplo, en la playa?. ¡Bendito dios¡.

Marga Fernández dijo...

Jajajaja
Eh! qué me he limitado a recoger la polémica...
Es cierto que si hubiesen puesto un hombre, habría protestas por discriminar a la mujer; y si ponen una mujer (en este caso el culo)también existen críticas.
Marcar los limites de lo que es sexista o no es muy subjetivo. Personalmente, y viendo lo que estamos viendo en publicidad, este caso no me escandaliza.

Pablo Rodriguez Ortiz dijo...

si yo tampoco creo que sea muy escandalizador...
y Mi novia tiene un mejor culo!
:P jejeje

veo el blog bastante seguido
pero creo que esta es la primera vez que firmo

saludos

Marga Fernández dijo...

Espero seguir teniéndote por aquí Pablo.

Marga